Islas Canarias

Lugares con los que disfrutar de la magia de Fuerteventura

Entre mar y montañas, hemos hecho una increíble ruta por Fuerteventura entre dunas, volcanes dormidos, molinos de viento y agrestres playas, donde se conserva toda la esencia de la llamada Isla de la Eterna Primavera o Isla Tranquila. Una Isla que merece la pena recorrerla sin prisas, en busca de sus muchos atractivos y de paisajes de otro mundo envueltos en leyendas y misterios.

Dunas de Corralejo, un pequeño desierto situado en el norte de Fuerteventura

La primera parada encierra en el mundo de los sueños al viajero: Dunas de Corralejo, un pequeño desierto situado en el municipio de La Oliva, salpicado de arenas móviles y bordeado de magníficas playas vírgenes, como la del Médano, Bajo Negro, Los Matos y Alzada. Apunta también la de El Moro y Playa Larga. Esta parte de la isla está integrada en el Parque Natural de Corralejo y en sus 2,5 kilómetros de largo y 10 de ancho vas a encontrar playas para todos los gustos: nudistas, ideales para la práctica de deportes acuáticos como el surf, kitesurf o windwurf o más familiares si viajas con niños.

Estas dunas se encuentran al sur de Corralejo, un pequeño pueblo marinero, de espíritu libre muy conocido por su parque natural y sus dunas de arena dorada. Un lugar que destila buen rollo por los cuatro costados y donde puedes encontrar una gran cantidad de restaurantes, cafés con terraza al aire libre y bares de cócteles donde pasar un buen rato. Sin duda, un buen plan para quienes disfrutan de la buena mesa. Las papas arrugadas, el queso majorero y la carne de cabra son sólo algunos ejemplos de la gastronomía típica de esta isla canaria que puedes probar en restaurantes como Tapas Oscar. Un rincón ideal para saborear un trocito de Fuerteventura. No olvides terminar la comida con un Polvito uruguayo.

Aguas Verdes, un paraíso de piscinas naturales en Fuerteventura

Aguas Verdes - lugares que ver en Fuerteventura

El mar, con su pincel, dibuja paisajes de insuperable belleza en la segunda de las visitas que puede realizar el viajero hasta las piscinas naturales de Aguas Verdes, en Betancuria. Seis kilómetros de charcos naturales con sus aguas verdes que se crean con la fuerza del mar. Sin duda, es el rincón ideal de la isla para relajarse. No olvides tus escarpines y la cámara. Aquí vas a poder realizar unas fotografías preciosas.

A tan sólo 17 kilómetros encontramos uno de los pueblos más bonitos y pintorescos de las Islas Canarias. Betancuria, asentada sobre el cráter de un volcán apagado desde hace años y arrasada por ataques piratas en algunos momentos de su historia, enamora con sus casas blancas, sus palmeras, su bonita iglesia de Santa María, su antiguo ayuntamiento y sus calles a las que se asoman balcones de madera. Uno de los pueblos con más encanto que hemos visitado que, además, puede presumir de haber sido la primera capital de Fuerteventura.

El Cotillo, playas salvajes y charcos de color esmeralda

Otro de los rincones que enamora dentro de la isla es la estampa formada por el Faro del Tostón y la playa de los Charcos. Se trata de un pintoresco paisaje formado por tres pequeñas calas de alrededor de 500 metros de longitud, separadas por muros de piedra de origen volcánico. Rodeadas de fina arena blanca, estas piscinas naturales de color verde esmeralda son el lugar perfecto para desconectar del mundo.

El Cotillo lugares que ver en Fuerteventura

A tan sólo tres kilómetros se encuentra el pueblo de El Cotillo, una pequeña población del municipio de La Oliva en la que no falta de nada: un bello casco urbano, unas playas increíbles y una gran oferta de restauración donde comer muy bien.

Playa de la Escalera lugares que ver en Fuerteventura

Si buscas playas salvajes, vírgenes, rodeadas de escarpados acantilados, dirígete a la parte de la costa situada al sur de Cotillo. La playa El Aljibe de la Cueva; la del Águila, también llamada de la Escalera, una de las más impresionantes de la isla ubicada entre acantilados o la Playa de Esquinzo, son lugares ideales para finalizar el día disfrutando de una bonita puesta de sol.

Coronar un volcán en Fuerteventura. ¿Te atreves con el Calderón Hondo?

Volcán El Calderón Hondo - lugares que ver en Fuerteventura

A medio camino entre los pueblos de Lajares y Corralejo, en el municipio de La Oliva, se alza majestuosa en el horizonte la silueta del volcán conocido como Calderón Hondo. ¿Te atreves a coronar un volcán en Fuerteventura?

La mejor opción es que te acerques a la población de Lajares, que se encuentran a tan sólo 4 kilómetros del volcán. Desde aquí es donde acostumbran los senderistas a realizar su ascenso. Puedes escoger entre dos caminos pero el más recomendable es el camino de la derecha por ser el menor empinado de los dos. A lo largo de los 2,5 kilómetros de recorrido que realizaremos para ascender a la ladera sur, vamos a poder disfrutar de un paisaje volcánico espectacular. Al llegar a la cima, a 278 metros de altitud, prepara la cámara porque las vistas del norte de Fuerteventura, la Isla de Lobos y Lanzarote a lo lejos, son canelita en rama.

Una playa llena de palomitas de maíz

Playa de las Palomitas - lugares que ver en Fuerteventura

A tan sólo 12 kilómetros del volcán vamos a poder disfrutar de una playa que Instagram y las redes sociales han hecho muy famosa. Al acercarse a la playa Bajo de la Burra, cientos de palomitas de maíz parecen cubrirlo. Lo que se ha hecho popular como palomitas de maíz (por su parecido) son realmente rodolitos, una especie de algas calcáreas que, en lugar de estar sujetas al fondo marino, son desplazadas por las corrientes consiguiendo esa singular forma redondeada. El parecido al aperitivo de maíz es tal que le ha valido para ser rebautizada como ‘Popcorn Beach’.

Más allá de la fama actual que está adquiriendo este lugar, la playa del Bajo de la Burra es uno de esos lugares que no debes dejar de visitar en Fuerteventura. Un paisaje en el que los colores blanco y negro de los rodolitos y la roca, se funden entre sí generando una estampa de singular belleza.

Sin duda, la isla está llena de esos lugares con los que alegrar la vista mientras se respira aire puro. Se trata de una extensa paleta de tonalidades que viste volcanes, playas infinitas, molinos de viento y pueblos de lo más pintorescos y que se completa con los sabores de la cocina majorera.

¿Y para completar la experiencia? Hotel Vacanzy Urban

Este Hotel Boutique ubicado en el centro de Corralejo se convierte en el perfecto anfitrión para recibir al ávido viajero que llega a la isla Tranquila. Su ubicación es perfecta: a tan sólo cinco minutos en coche de las paradisíacas playas de las dunas y a pocos metros de la zona de ocio y restauración. Además, tienes a tiro de piedra el puerto, donde podrás coger el ferry si quieres visitar Lanzarote o Isla de Lobos. El hotel, además de tener unas habitaciones de lo más acogedoras, cuenta en la tercera planta con una terraza, con solárium, jacuzzis y camas balinesas. Un oasis en la isla para desconectar y pasar unas vacaciones de lujo.

Comments

comments

No Newer Articles
Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *